Derecho de Asilo

En Guerra Bermúdez Abogados somos expertos en Derecho de Asilo. Hemos trabajado y ayudado a diferentes personas que lo han solicitado. Por eso, contamos con amplia experiencia en este campo.

¿Qué es el derecho de asilo?

De un modo sencillo se podría definir como la protección o refugio que dispensa nuestro país a aquel extranjero a quien se reconozca la condición de refugiado.

El derecho de asilo está contemplado en la Declaración de los Derechos Humanos, a través del cual una persona busca protección fuera de su país de origen huyendo de un conflicto o de una persecución por la que su vida peligra.

¿Qué es la protección internacional?

La protección internacional comprende tanto el derecho de asilo, que se concede a los refugiados, como la protección subsidiaria, que se concede a los extranjeros que no son refugiados, pero se encuentran en determinadas situaciones de riesgo y no pueden regresar a su país de origen.

Política de honorarios flexibles

Nuestro despacho aplica criterios de flexibilidad a la hora de fijar los honorarios. Los honorarios son negociados de antemano con el cliente, y tendremos en cuenta la complejidad de cada caso a la hora de fijarlos
Nuestra firma le garantiza un trato preferente y aportará toda la EXPERIENCIA Y PROFESIONALIDAD que usted necesita
24 horas 365 días al año

¿Quién puede solicitar el asilo? Requisitos para pedir asilo:

El asilo lo pueden solicitar aquellas personas que tienen temores fundados de ser perseguidos por motivos de raza, religión, nacionalidad, pertenencia a determinado grupo social u opiniones políticas que se encuentre fuera del país de su nacionalidad y no pueda o, a causa de dichos temores, no quiera acogerse a la protección del mismo o no desee regresar.

La persona tendrá que solicitar asilo en el país en el cual se encuentra y no es el suyo.

Además, existe el caso en el que la persona es sustraída de su país de origen, en el que se encuentra en ese momento, mediante un acto unilateral de otro Estado que le ofrece asilo para evitar posibles acciones de represión o de violencia.

¿Cuál es el órgano competente para tramitar las solicitudes de asilo y refugio?

El artículo 23.1 de la Ley 12/2009, de 30 de octubre, reguladora del derecho de asilo y de la protección subsidiaria, establece que «La Oficina de Asilo y Refugio, dependiente del Ministerio del Interior, es el órgano competente para la tramitación de las solicitudes de protección internacional, sin perjuicio de las demás funciones que reglamentariamente se le atribuyan».

¿Qué derechos obtengo si me conceden el asilo?

El reconocimiento del derecho de asilo conlleva además la adopción de, entre otras que pueden recogerse en los correspondientes tratados internacionales, las siguientes disposiciones:

  • Concesión de la autorización para residir en España.
  • Expedición de los documentos de viaje e identidad que sean precisos.
  • Concesión de autorización para desarrollar actividades laborales, profesionales, mercantiles, etc.

Preguntas frecuentes sobre el derecho de asilo

Los extranjeros que deseen solicitar asilo estando ya en España deberán presentar su solicitud de forma personal ante una de estas dependencias:

  • Oficina de Asilo y Refugio.
  • Puestos fronterizos de entrada al territorio español.
  • Centros de internamientos de extranjeros.
  • Oficinas de Extranjeros.
  • Comisarías Provinciales de Policía o Comisarías de distrito que se señalen mediante Orden del Ministerio del Interior.
  • Misiones Diplomáticas y Oficinas Consulares españolas en el extranjero.

En el caso de que no sea posible presentar esta solicitud de forma presencial, se puede hacer a través de un representante acreditado.

La solicitud se formalizará mediante la cumplimentación y firma del formulario correspondiente (por parte del solicitante) que deberá exponer en detalle los motivos de su solicitud.

Pese a que tienen bastante similitud, en la práctica cuentan con significados distintos. El asilo es un derecho que puede solicitar cualquier persona que tenga temores fundados de ser perseguida por su país de origen por su raza, religión o ideas políticas.

Y, el refugio, en términos generales se refiere al estado de una persona que ha solicitado el asilo y se le ha aceptado. Pero, este concepto se ha ampliado para englobar el caso de las huidas masivas de personas debido a guerras o desastres naturales.

Es decir, la diferencia principal entre asilo y refugio es que el primero se le otorga generalmente a un individuo y el Estado que asila no tiene que explicar las razones para aceptarlo o rechazarlo. Y, sin embargo, el refugio tiene carácter humanitario y se le otorga principalmente a un grupo. Además, en este caso, el Estado receptor debe justificar sus razones para rechazar a los refugiados.

En el caso del no otorgamiento de la solicitud de asilo tienes dos opciones:

  • Si estás conforme puedes acatarlo. De este modo, tienes 15 días continuos para abandonar el país de forma voluntaria. Si no sales dentro de ese plazo podrían abrirte un procedimiento sancionatorio que finalice con una orden de expulsión.
  • Si no estás de acuerdo, puedes presentar un recurso de reposición, dentro del mes natural siguiente desde la fecha en la que se ha notificado la denegatoria. La decisión de este recurso puede tardar varios meses. Y, si la resolución es también negativa, puedes intentar una demanda ante la jurisdicción contencioso-administrativa, que también toma un tiempo para ser tramitada. En este caso, si no aceptan el recurso te abrirían un procedimiento de expulsión.

Lo decidirá el Ministro del Interior español, a propuesta de la Comisión Interministerial de Asilo y Refugio (CIAR). Una vez que se admita a trámite la solicitud, debería pronunciarse en un periodo máximo de seis meses. Sin embargo, el proceso suele durar más.

Cerrar menú